The Mighty Fall
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.
OTOÑO de 247221 de Septiembre — 20 de Diciembre


ÚLTIMOS
TEMAS
Pro-Magos Radicales 2000 G
Pro-Muggles Radicales 1500 G
Profesores y alumnos 1500 G
Escuadrón Licántropo 1500 G
Tras años de represión y batallas libradas, hoy son los magos los que caminan en las calles más pulcras del Capitolio. Bajo un régimen que condena a los muggles y a los traidores a la persecución, una nueva era se agita a la vuelta de la esquina. La igualdad es un mito, los gritos de justicia se ven asfixiados. Existen aquellos que quieren dar vuelta el tablero, otros que buscan sembrar la paz entre razas y magos dispuestos a lo que sea para conservar el poder que por mucho tiempo se les ha negado. La guerra ha llegado a cada uno de los distritos. ¿Qué ficha moverás?
NUESTRA
HISTORIA
VISÍTANOS EN TUMBLRREVISA NUESTRAS BÚSQUEDAS Y NUESTRAS PROMOCIONES
08.10¡Pronto se anunciará una nueva trama para el resto de los usuarios! El foro entró en su mes de aniversario y queremos festejarlo con ustedes. ¡Estén atentos!
08.10El viernes 14 se abrirá la mini-trama de coronación de Lachlan Dunbar. La misma tendrá una duración de dos semanas off-rol tras las cuales se producirá el cambio de estación.
08.10¡Los juegos han concluido! Los tributos podrán reclamar sus puntos por participación aquí.
08.08¡Nuevo diseño del foro! Esperamos que disfruten del nuevo look tanto como nosotros. No duden en avisarnos si tienen alguna duda.
NOTICIAS
IMPORTANTES

The river's gonna give us the wedding bands ✘ Priv.
Página 3 de 3. Precedente  1, 2, 3
+5
Mohini R. Khan
Charles B. Sawyer
M. Meerah Powell
Phoebe M. Powell
Hans M. Powell
9 participantes
Hans M. Powell
Ministro de Justicia
Recuerdo del primer mensaje :

No sé por qué me tiemblan tanto las manos en lo que acomodo mi moño, si yo no soy quien está a punto de casarse. El aire se percibe pesado, no por malas vibras sino por culpa de los nervios que me obligan a preguntarme una y otra vez cómo es que estamos aquí, cuando hace unos dos años las cosas eran completamente diferentes. Agosto nos regala uno de sus días perfectos, con apenas alguna que otra nube en un cielo más que celeste y la brisa fue lo suficientemente amable como para permitirnos el no morir de calor a mitad de la ceremonia, así que no puedo echarle la culpa al clima por el vago sudor que me rasco de la nuca. Cuando éramos niños, he encontrado a Phoebe vestida de novia con prendas demasiado grandes para ella; ninguno de todos esos juegos podría haberme preparado para la idea de que, alguna vez, esa ilusión infantil se haría real.

Oigo los murmullos de aquellos que van llegando a la playa en lo que camino con paso decidido a la carpa blanca, esa donde el futuro marido no tiene permitido estar y que se convierte el sitio en el cual tengo que aguardar junto a mi hermana hasta que sea el momento de entregársela a alguien más. Tomo aire, ya ni sé por qué, para abrir la entrada y asomarme en busca de una figura que ya debería estar lista. Meerah estuvo hasta en los últimos detalles, pero ahora mismo debe encontrarse en busca de su hermanita, porque me encuentro con una figura solitaria que no se ve en lo absoluto como la pequeña Phoebs. Silbo, poniendo un pie dentro para dejar que la carpa se cierre a mis espaldas — Charles debe haber hecho algo muy bueno para merecerte — comento con una vaga sonrisa, escondiendo las manos en los bolsillos del pantalón — Te ves hermosa, Phoebs — entre todo lo que está ocurriendo en el mundo, no comprendo como aún pueden suceder cosas como esta. Una boda, un nacimiento, noticias tan simples que no tienen nada que ver con el desastre detrás de nuestros hombros. Creo que puedo olvidarme de eso teniendo a mi hermana delante, aún no sé si viéndose feliz o asustada o un poco de ambas cosas.

Hay algo que quería darte — prefiero no irme con demasiadas vueltas. No es secreto que encontrar el modo de sacar estas cosas de mi interior no es de mi mayor experiencia, creo que me demoro demasiado en decidirme a avanzar unos pocos pasos. Rebusco en mis bolsillos hasta que siento el frío contra mis dedos y, con algo de cuidado, saco un delicado brazalete de plata. Su textura es fina, lo suficientemente delgada como para pasar desapercibido, pero los pequeños zafiros destacan a pesar de su tamaño — La tradición dice que algo azul… ¿No? — mis ojos buscan su aprobación, más por mi desconfianza a viejas costumbres que otra cosa — Y algo viejo y algo prestado. Digamos que es un poco de todo. Era de mamá… No sé si lo recuerdas — tomo su mano con calma, en busca de su delgada muñeca. Colocarle el brazalete es la mejor excusa para evitar sus ojos en lo que me tomo el tiempo para explicarme — Hay varias cosas guardadas en mi departamento, pero creí que esta en particular debería ser tuya. Y si alguna vez tienes una hija, puedes heredársela. Sabes que mamá lloraría mares si estuviera aquí, ¿no? — mis ojos se levantan en su dirección, la sonrisa que me atrevo a regalarle es sincera — ¿Cómo te encuentras? ¿Estás nerviosa? ¿Todavía no tengo esperanzas de que canceles la boda? Todavía estamos a tiempo, podemos escapar por la parte de atrás. Nadie desde la costa nos vería— bromeo. Que si este es su pedazo de paz, que así sea.
Hans M. Powell
Icono :
The river's gonna give us the wedding bands ✘ Priv.  - Página 3 QaoC9EO
https://www.themightyfall.net/t8234-powell-hans-michael
M. Meerah Powell
Fugitivo
- No es necesario, si Phoebe te confió su boda, puedo confiarte el primer catálogo de mi línea. - Que como prueba piloto, el ver plasmados mis diseños en fotografías y no solamente sobre el maniquí sería una experiencia hermosa, incluso aunque su estilo no fuese con la visión que tenía para mi marca. Sería cuestión de probar, experimentar y jugar un poco, dar lugar a la libertad artística y aprender de otros puntos de vista. - Suenas bastante profesional para que la fotografía se trate solamente de un “pasatiempo”. - Sus preguntas me hacen creer que estoy tratando con alguien que sabe de lo que habla, y que quiere empezar a visualizar hacia dónde debería apuntar. Me enorgullece, porque no muchos suelen tomarme en serio cuando hablo de comercializar mis diseños, mientras que él lo hace de buenas a primera.

- No sé si tengo un estilo o algo en particular que me haya servido de inspiración. En un principio mi línea iba a ser solo para mujeres, pero luego de recorrer tiendas enteras de ropa buscando conjuntos para mi hermanita, me dí cuenta que hay demasiados indicadores que señalan lo que es “masculino” de lo “femenino”. Así que cambié mi enfoque y casi todos mis diseños tratan de ser completamente unisex. - Era un concepto difícil de lograr, pero cada vez que mi musa hacía acto de presencia, me enorgullecía ver que era posible adaptar un mismo ítem de ropa sin tener que tener los distintivos por sexo. - Y tengo un par de modelos, pero si quieres también podrías probarte tú algún conjunto. ¿Qué dices? Te animarías a utilizar alguno de mis diseños? - Porque Mae y Oli serían excelentes modelos, pero nunca estaba de más el poder ver que tan versátiles eran mis diseños. La idea era que fuese una línea para todo el mundo sin importar género o edad.

Trato de no rodar los ojos cuando dice no ser un cobarde, pero al menos le tengo que conceder que no ha salido corriendo en la dirección contraria. Al contrario, me sigue el juego y baila conmigo sin inconvenientes. Que lo admito, no soy la mejor bailarina del mundo pero el vals no es precisamente complicado y no me cuesta nada seguir el “un, dos, tres” al compás de la música. - Nunca sabes, tal vez tus dotes como fotógrafo salgan a la luz con mi línea de ropa y termines volviéndote todo un profesional. Así no dependes de ninguna anciana que te herede su fortuna o te mantenga. Además, ¿no querías ser abogado? Una cosa puede financiar la otra.

El vals termina entre medio de nuestra charla, pero su ofrecimiento hace que me frene antes de cambiar el ritmo de nuestro baile a uno que conozco mejor. - Oh, ¡tengo la idea perfecta! - Y no se la comunico, simplemente tomo su cámara que aún cuelga de su cuello y me pongo en puntitas de pie, tironeando de su hombro hacia abajo para poder depositar un beso en su mejilla al mismo tiempo que capturo la foto. - Sube esta por favor, Estoy segura de que cambiará de colores de tan solo verla. - Ya podía imaginar su reacción, y casi que no podía esperar hasta hablar con ella nuevamente.
M. Meerah Powell
Icono :
The river's gonna give us the wedding bands ✘ Priv.  - Página 3 UJPlAir
https://www.themightyfall.net/t8295-powell-margareth-meerah
Hans M. Powell
Ministro de Justicia
Hay una extraña sensación revoloteando dentro de mi pecho en cuanto veo como los labios de mi hija se acercan a la mejilla de un hombre adulto, que podría entrar fácilmente en ese rango peligroso de que las menores pueden llegar a observar sin ser decente el que puedan acercarse. Creo que puedo sentir mis dedos tronar, aunque por un momento temo que sean los de Scott al tenerla sujeta con tanta fuerza, hasta he detenido nuestro baile. Pueden tratarme de paranoico, pero yo he sido adolescente, sé muy bien cómo funcionan las hormonas tempranas y cómo éstas pueden arruinarte la vida por solo cinco minutos de diversión. Bueno, Meerah no me ha arruinado la vida, pero creo que se entiende el punto. ¡Miren a su madre! Audrey tenía dieciséis años y ya se había acostado con la mitad del distrito ocho. ¿Estará tratando de cubrir un vacío, es eso? ¿No le estoy prestando la atención suficiente? ¿Es porque pasó tantos años sin un padre que busca tipos mayores? ¿Debería hablar con ella y conseguirle un terapeuta?

Y no sé cuál de todos los pensamientos ocasiona esto, pero tanteo dentro de mi saco y tironeo de mi varita. El chasquido es lo que determina que David termine cabeza arriba con un levicorpus, en lo que suelto a Scott (no, no estoy escapando de lo que pueda decirme Scott) y me acerco a Meerah para picarle el hombro — Ven a bailar conmigo — no es una petición, creo que está claro. Mi varita revolotea cerca de la nariz de Meyer, a quien apunto con algo de desgano — Y bajarás para bailar con Lara. Y ya luego te irás a sacar fotos… ¿De acuerdo? — y no, no tengo mucha delicadeza para lanzarle el contrahechizo que lo regresará al suelo.
Hans M. Powell
Icono :
The river's gonna give us the wedding bands ✘ Priv.  - Página 3 QaoC9EO
https://www.themightyfall.net/t8234-powell-hans-michael
Contenido patrocinado
The river's gonna give us the wedding bands ✘ Priv.
Página 3 de 3. Precedente  1, 2, 3
+5
Mohini R. Khan
Charles B. Sawyer
M. Meerah Powell
Phoebe M. Powell
Hans M. Powell
9 participantes
No puedes responder a temas en este foro.