Últimos temas
» Inscripciones: Santa Secreto 2021
por Helle E. Hassel Hoy a las 3:39 pm

» Registro General
por Christian J. Shelby Hoy a las 6:51 am

» Shelby, Christian John
por The Magic Games Ayer a las 11:39 pm

» Descendants [Af. Élite]
por Invitado Ayer a las 8:13 pm

» Búsqueda Administrativa de Personajes
por The Mighty Fall Jue Dic 02, 2021 12:41 am

» Avatar: The Last Empire [Afiliación Elite]
por The Mighty Fall Vie Nov 26, 2021 11:31 pm

» Tokyo Revengers: Anarchy [Elite]
por The Mighty Fall Vie Nov 26, 2021 11:31 pm

» We used to be brothers — {0/1}
por Magnar A. Aminoff Miér Nov 24, 2021 11:59 pm

» It's a matter of blood [0.4]
por Laurence B. Dickens Miér Nov 24, 2021 11:58 pm

» There's no remedy for memory [0.1]
por Olivia A. Holenstein Dom Nov 21, 2021 6:01 pm

OTOÑO, 2471
Actualmente nos encontramos en OTOÑO, fechas comprendidas entre el 21 de Septiembre y el 20 de Diciembre. Para conocer los últimos sucesos del foro dirigirse aquí.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

skin diseñado por @madeinsevilla

Looper, Anderson

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Looper, Anderson Empty Looper, Anderson

Mensaje por Anderson R. Looper Mar Oct 24, 2017 8:19 am

Anderson Roderick Looper Gram
Historia

Anderson es un chico humilde que nació en el distrito seis junto a su hermana Alexandra, con la que siempre estuvo muy unido. Sus padres eran amigos de la infancia y eran almas gemelas desde el principio, mientras que su padre trabajaba en la fábrica de coches, su madre vendía ropa en una tienda que luego, cuando aquel anciano murió, pasó a su nombre. Así fue como conoció a Jolene, enfurruñada por haber perdido una muñeca, en medio de la plazoleta del distrito 8 cuando acompañó a su madre por provisiones.

Un accidente horrible acabó con la vida de sus padres, dejando a los mellizos solos en aquel mundo. No tenían abuelos que les cuidaran, ni siquiera familia lejana, así que fueron a dar al orfanato con tan solo 11 años. Vivir allí fue un infierno, rodeados de niños completamente psicóticos capaces de lastimarse los unos a los otros por el amor de unos desconocidos. Anderson siempre fue bastante retraído, un rasgo absoluto de su personalidad, que sin duda le hizo foco de burlas y golpes por parte de los mayores, encantados de tener alguien que no respondiera sus ataques. El cambio entre aquel frío lugar y el cálido ambiente de una casa a la que no volverían, hizo a Alex distanciarse de los demás mientras arrastraba a su hermano con ella sin darse cuenta. Porque él siempre se sintió atraído hacia ella como la luna a la tierra, como si la mitad de él no funcionara si ella no estaba. Habría dado su vida por protegerla, por hacerla feliz, por darle todo lo que necesitaba, porque la amaba más allá de toda lógica.

Cuando cumplieron 12 años, Alex enfermó; la deterioró tan rápidamente que no pudieron hacer nada para salvarla. Él solo pudo limitarse a verla morir en la plaza del distrito seis, yéndose la mitad de él con ella. Se sumió en una depresión impensable, nada que pudieran usar con él y que el orfanato pudiera pagar servía para hacerlo volver de aquel oscuro mundo en el que se había sumergido. Una anciana, sin descendientes, marido, sobrinos o nietos a quien legar lo poco que había adquirido durante su larga vida, se apiadó de él y le acogió en su hogar, dándole una nueva vida y ayudándolo poco a poco a volver a ser una persona. Ella le dio el hogar que había perdido, pero sin Alex, nunca fue lo mismo.

Se aisló por completo del mundo cuando empezó a hablar con gente que no estaba allí y a perder la noción de la realidad. Esquizofrenia paranoide, le diagnosticaron. Pero eso sería solo el principio.

Con 15 años, Anderson fue elegido como tributo del distrito seis, y participó en los juegos mágicos más sanguinarios y cortos hasta esa fecha, donde se acabó con la vida de 25 personas en tan solo 5 días y la mayoría de ellas murieron con diferencia de apenas unos minutos el último día. Su abuela le dijo que volviera a casa, pero tanto ella como casi todo el distrito sabía que no lo haría. No era desconocida para nadie la enfermedad de Anderson, que si le jugaba una mala pasada podría acabar haciendo que se suicidara, muriendo en el acto y sin ayuda de nadie. Pero lo que le salvó la vida, fue acabar en aquellos juegos con Jolene, su única amiga en el mundo; y con Jeremy Mills.

Anderson fue el tipo de tributo que se separó de la gente que le importaba para evitar tener que matarlos o verlos morir, pero acabó en la alianza equivocada. La primera noche se mataron entre ellos y los dos que quedaron vivos salieron a la luz como magos, lo cual les convertía directamente en enemigos; él se salvó por pura suerte. ¿Qué si les odia por intentar matarle? No, les entiende en realidad. Eran ellos o él, nadie en esa situación elegiría a otra persona que no fuese a sí mismo. Ni siquiera él.

Vagó solo con una idea en mente, mantenerse a raya hasta que todos los tributos se mataran entre ellos y el solo tuviera que enfrentarse al último que quedara en pie o ganar si otro humano se deshacía del resto. Estuvo escondido casi 13 horas, sin comer ni beber agua, hasta que su enfermedad le jugó una mala pasada. El estrés provocó en él un terror absoluto que lo hizo correr despavorido por toda la arena, huyendo de un enemigo que no existía; y así fue como encontró a Jolene en el lago, a la que finalmente se unió, porque una vez lo encontró, ella no le dejó irse. Y ahí estaban de repente, dos amigos de la infancia luchando por sobrevivir en una guerra que les quedaba demasiado grande.

Jolene estaba con otras personas, eran una alianza grande, eso debería haber jugado a su favor, en teoría; pero el grupo de magos, pese a ser minoría, los masacró en el último enfrentamiento. Nada más colisionar ambos grupos por primera vez, murieron más de la mitad de los humanos, casi 3 a 1. Fue violento, sangriento, lleno de odio y desesperación. Por primera vez en 85 años de juegos, los tributos agonizaban en el suelo, los espectadores pensaron que aquella vez no habría ganadores, nadie podía moverse. Y sonaron las trompetas.

Anderson, Jolene y Jeremy ganaron porque su corazón se paró u solo segundo después que el último de los magos.

Ahí comenzó su vida en la isla de los vencedores, pero nadie es la misma persona una vez regresa de la muerte. Es una situación confusa y caótica. Su enfermedad fue a peor día a día, intentó escapar con Jolene de aquella isla casi causando la muerte de los dos; se fueron alejando poco a poco hasta que un día, Kathleen llegó a su vida como un tranquilizante. Tal vez era la paciencia de ella o la manía que tenía de cantarle canciones cada vez que veía a Anderson perder el control, pero era capaz de recuperarlo al borde de una alucinación como nunca nadie antes lo hizo, ni siquiera su medicación.

Tuvieron una hija en la isla de los vencedores, a escasos meses de que los rebeldes tomaran el poder de Neopanem. Tres meses después de haber nacido, quemaron la isla de los vencedores, obligaron a todos los humanos y magos a rendirse y ejecutaron a los que se rebelaron. Anderson se entregó, pero Kathleen y Jeremy escaparon. Cuando sus caras no salieron en los criminales más buscados, como hizo la de Benedict, supuso que los habían matado.

Pasó por varios amos durante casi 3 años, casi todos alcaldes o ministros con dinero suficiente para pagarlo, hasta que un día acabó en casa de Jess, un tributo que él había salvado en los juegos hacía varios años. Su estatus le permitió comprarlo y por suerte para él, no es una lunática purista que lo patea a diario.

Viven juntos desde entonces. Al principio eran solo ella y él; pero después apareció Liam también. Se convirtieron en lo más cercano a una familia que, probablemente, vaya a tener.
Otros datos

— Su cumpleaños es el 8 de agosto.

— Es Neutral porque si bien no cree que sea justo que los humanos estén esclavizados, tampoco considera que sea buena idea volver a como estaban. Nadie debería estar por encima de nadie.

— Tiene un problema severo de visibilidad en el ojo derecho desde hace unos meses atrás, después de un ataque que sufrió en uno de los distritos a los que fue a hacer la compra solo. Eran un grupo de personas borrachas (al menos eso pensó) que le estaban reclamando que se convirtiera en un perro de los magos. Por como lo atacaron, a puñetazos y patadas, supuso que eran humanos resentidos de que él hubiera tenido suerte. A Jess y Liam les dijo que se cayó. Nunca se habló más del tema así que supone que le creyeron.

— Está completamente medicado contra la esquizofrenia ahora.

— Dejó de buscar a su hija un par de años después de vivir con Jess, porque no quería acabar metiéndola en problemas. Además, para entonces, Delilah tendría 4 años y seguramente ni siquiera sería capaz de reconocerla, ella mucho menos de recordarle a él. La última vez que la vio tenía solo 3 meses. Es una decisión de la que se ha arrepentido cada segundo de su vida.

— Cuando Jolene empezó a salir en las noticias, siguió sus casos por su cuenta. En periódicos, en la tele, en donde fuera. Después de varios años de procesos judiciales por fin la soltaron, pero nunca dijeron dónde y ella jamás volvió a salir en la prensa.

— Tiene un pequeño taller donde arregla coches y motocicletas, generalmente de humanos cuyos amos se los dejan para que hagan sus labores con facilidad. Es bastante pequeño y casero. Casi todos los que vienen a verlo son personas que conoce desde hace años.

Estadísticas del personaje

VITALIDAD: 30 pts
FUERZA: 2
DESTREZA: 9
DEFENSA: 4
AGILIDAD: 1
RESISTENCIA: 4
Chris Wood • 33 años • Esclavos • Esclavo

Anderson R. Looper
Anderson R. LooperEsclavo con dueño

Volver arriba Ir abajo

Looper, Anderson Empty Re: Looper, Anderson

Mensaje por The Mighty Fall Mar Oct 24, 2017 8:24 am

✓ Aceptado
Ahora que tu ficha ha sido aceptada, es momento de realizar el registro general y pasarte por petición de rol.

Si te surge alguna duda, puedes ir al apartado de atención al usuario.
The Mighty Fall
The Mighty FallAmbientación

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.